¿Estás de mal humor? probablemente estos alimentos sean los culpables

Aunque creas que esto se debe al carácter o la personalidad, la verdad es que también puede ser por las comidas que consumes.

Aunque suene un poco extraño, la comida te puede poner llegar a poner de mal humor.

Que fácil es abrir un alimento pre-cocinado, calentarlo y comérnoslo ¿o no? es la forma más rápida y sencilla que tenemos de preparar un platillo, y más esos días que tenemos flojera. Sin embargo, muchos de esos alimentos (y otros cuantos) esconden ingredientes que son nocivos para nuestra salud.

Es curioso que a nuestros estómagos a veces los llaman nuestro segundo cerebro, pero hay una razón detrás de eso: nuestro intestino produce aproximadamente el 90% de nuestra serotonina, mejor conocida como la hormona de la felicidad.

Si quieres cambiar tu estado de ánimo y no andar malhumorado, deberías considerar eliminar estos alimentos de tu vida:

Refrescos sin azúcar

Aunque no tienen azúcar y aportan un bajo contenido calórico, estas bebidas contienen aspartamo, un contenido cancerígeno y nocivo para la salud. Además, al tener sustitutos del azúcar igual afectan el estado de ánimo, creando una montaña rusa de emociones.
Si necesitas un empujón de cafeína, opta por te negro o café.

Comida rápida

Esa orden de papas fritas extra grandes tiene más grasa saturada de lo que te imaginas.
Los aceites que utilizan prolongan la vida útil de la mayoría de las comidas rápidas, pero también alteran el equilibrio de omega-3. Asimismo, disminuyen la actividad cerebral provocando cambios de humor.

Comida enlatada

El exceso de sodio que hay detrás de esta comida es inimaginable, aunque sea “verdura” no es fresca. Algunos estudios, han demostrado que esto interfiere con áreas del cerebro que regulan el estado de ánimo y la formación de la memoria.

Margarina o mantequilla

Básicamente es pura grasa trans, que es causante de muchos problemas de cambios de ánimo. Además, puede provocar aumento de peso.
Esperamos que no estabas cocinando con eso.

Pan y Pastelillos

Estos productos están saturados en mantequilla, aceites y claro, azúcares refinados. Claramente ofrecen un placer momentáneo al paladar, pero su efecto suele pasar, provocando un bajón emocional. Así que si tienes ganas de consumir algo dulce, opta por una fruta.

Cereales y barritas

No tienes que evitarlos por completo, pero asegúrate de revisar las etiquetas y elegir la opción que contenga ocho gramos de azúcar o menos. Muchas marcas contienen un centenar de azúcar, lo que ocasiona un impulso de energía temporal seguido rápidamente por un choque.

Cuando nuestros niveles de azúcar en la sangre están por debajo de lo normal, se liberan las hormonas del estrés, y esto lleva a cambios de humor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *